Un Paseo por las Enfermedades Simétricas de la Piel de los Gatos Fernando A.Fogel

Un Paseo por las Enfermedades Simétricas de la Piel de los Gatos

Fernando A.Fogel – Prof. Adjunto Área Clínica de Pequeños Animales – FCV- UNCPBA .9 de Julio 484 – Tandil
sanavis@speedy.com.ar

XI CONGRESO NACIONAL DE AVEACA -Congreso Conmemoración 250 años de la Profesión
Bs. As., 3, 4 y 5 de Agosto de 2011 -Asociación de Veterinarios Especializados en Animales de Compañía de Argentina
Atopía:

Definición: es una hipersensibilidad de tipo I, durante el transcurso de la cual se forman anticuerpos contra alérgenos ambientales, respondiendo de una manera exagerada o inapropiada
Sinonimia: alergia, hipersensibilidad a alérgenos ambientales Edad de comienzo: afecta animales de entre 6 meses y 12 años de edad siendo la media de
comienzo mas frecuente, alrededor de los 2-3 años de vida
Razas predispuestas: no se ha demostrado predisposición racial

Signos clínicos dérmicos: eritema, alopecia, pápulas, foliculitis, excoriaciones, descamación, costras
Signos clínicos generales: el signo principal es el prurito que generalmente es intenso
Área involucrada: cabeza y cuello fundamentalmente, pero también afecta el tronco y en algunos casos miembros. También puede manifestarse como una dermatitis miliar o como una de las
enfermedades del complejo granuloma eosinofílico principalmente la placa eosinofílica o simplemente como una alopecia autoinducida con lamido en dorsal y lateral del tronco
Etiología: es una hipersensibilidad inmediata, no está hoy totalmente claro si la respuesta más importante la genera la Ig E o un anticuerpo semejante
Diagnósticos diferenciales: con otras enfermedades cutáneas pruriginosas tales como alergia alimentaria, DAPP, sarna notoédrica, sarna otodéctica, cheyletielosis, pulicosis, pediculosis, alopecia
autoinducida de origen comportamental

Pronóstico: bueno
Diagnóstico: el cuadro clínico es bastante característico por el área afectada y los signos dérmicos.
La estacionalidad inicial puede contribuir al diagnóstico.
La buena respuesta a los corticoides es también utilizada como diagnóstico terapéutico.
La biopsia y el raspado o impresión con cinta de acetato puede ser de utilidad para descartar otras enfermedades.
Las intradermorreacciones no se utilizan a modo diagnóstico, son de utilidad si se desea realizar una hiposensibilizacion. En el gato es dificultosa la lectura de las ronchas y la respuesta a las vacunas es
aceptable, similar al perro. La serología no esta suficientemente estandarizada como para que sea confiable.
Tratamiento: ya mencionamos que la hiposensibilización da resultados aceptables y sería la medida ideal.
Los corticoides de media y larga acción son una buena alternativa, principalmente estos últimos.
La ciclosporina es una buena opción, aunque costosa en nuestro medio.

Hipersensibilidad alimentaria:

Definición: es una hipersensibilidad de tipo I, III y IV que consiste en la formación de anticuerpos contra alérgenos de origen dietario, respondiendo de una manera exagerada o inapropiada. No es una
patología estacional
Sinonimia: hipersensibilidad a alérgenos alimentarios, hipersensibilidad a trofoalergenos, alergia alimentaria
Edad de comienzo: afecta animales de entre 6 meses y 12 años de edad siendo la media de comienzo mas frecuente, alrededor de los 2-3 años de vida.
Razas predispuestas: cualquiera
Signos clínicos dérmicos: eritema, alopecia, pápulas, foliculitis, excoriaciones, descamación, costras

Signos clínicos generales: el signo principal es el prurito que generalmente es intenso
Área involucrada: cabeza y cuello fundamentalmente, pero también afecta el tronco y en algunos casos miembros. De cualquier manera puede manifestarse como una dermatitis miliar o como una de
las enfermedades del complejo granuloma eosinofílico principalmente la placa eosinofílica o simplemente como una alopecia autoinducida con lamido en dorsal y lateral del tronco
Etiología: es una hipersensibilidad a alguna glucoproteina presente en el alimento. Puede presentarse como hipersensibilidad de tipo I, III y IV. Las parasitosis y enteritis virales propias de los
cachorros pueden contribuir a la presentación de la hipersensibilidad alimentaria

Diagnósticos diferenciales: con otras enfermedades cutáneas pruriginosas tales como atopia, DAPP, sarna notoédrica, sarna otodéctica, cheyletielosis, pulicosis, pediculosis, alopecia autoinducida
de origen comportamental
Pronóstico: reservado, ya que resulta muy problemático cumplir correctamente con la dieta de exclusión o eliminación en los gatos
Diagnóstico: el cuadro clínico es bastante característico por el área afectada y los signos dérmicos. La respuesta a los corticoides es variable y en general es aceptable, pero como no resultan tan
efectivos como en la atopía (cien por ciento efectiva), no sirve como diagnóstico terapéutico. La dieta de eliminación o exclusión permite el diagnóstico de la alergia alimentaria pero en el gato es
bastante difícil de implementar, ya que muchas veces el cambio de dieta lo incomoda demasiado y no la acepta.
Las intradermorreacciones no se utilizan a modo diagnóstico. La serología tampoco sirve como método de diagnóstico.
Tratamiento: lo ideal es excluir de la dieta los alergenos que son un problema para el gato. Tanto los corticoides como la ciclosporina dan resultados variables, pero se recomienda utilizarlos en casos en
que no se pueda concluir una dieta de exclusión. Se pueden utilizar los alimentos con proteínas hidrolizadas, pero la mayoría de las marcas comerciales
no tienen el contenido proteico totalmente hidrolizado y esta es la principal causa de fracaso en la utilización de este tipo de dietas.

Alopecia autoinducida de origen comportamental:

Definición: es una enfermedad generada por alteraciones en neuromediadores. Mucho tienen que ver como desencadenantes, los cambios importantes sucedidos en el ambiente inmediato donde vive el
gato.
Sinonimia: alopecia psicógena, psicodermadosis, psicodermatitis, dermatitis psicógena, manifestación cutánea de alteraciones del comportamiento
Edad de comienzo: generalmente afecta adultos jóvenes aunque en ocasiones puede afectar tanto cachorros como gerontes
Razas predispuestas: cualquiera, pero hay mayor predisposición en siamés.
Signos clínicos dérmicos: eritema, alopecia, pápulas, excoriaciones, úlceras, costras. Puede manifestarse de manera generalizada o localizada dando una lesión circunscripta semejante al
granuloma acral de los perros pero en cualquier área corporal
Signos clínicos generales: el signo principal es el lamido compulsivo, aunque en ocasiones puede manifestarse con rascado con las patas y mordisqueo.
Área involucrada: cualquier lugar donde llegue con su boca y/o patas y puede afectar de manera localizada o generalizada
Etiología: es un trastorno generado por alteraciones en mediadores químicos como serotonina, dopamina, noradrenalina, endorfinas y GABA, ocasionando en la mayoría de los casos estereotipias o
sea conductas repetidas sin un fin o función evidente
Diagnósticos diferenciales: con otras enfermedades cutáneas pruriginosas tales como atopía, alergia alimentaria, DAPP, sarna notoédrica, sarna otodéctica, cheyletielosis, pulicosis, pediculosis
Pronóstico: reservado a grave ya que si no se encuentra la causa que desencadena esta compulsión y si no hay buena respuesta al tratamiento muchos de estos animales culminan en eutanasia
Diagnóstico: el cuadro clínico puede parecerse al de la atopia y alergia alimentaria por la intensidad del prurito, el área afectada y los signos dérmicos.
La biopsia y el raspado o impresión con cinta de acetato pueden ser de utilidad para descartar otras enfermedades.
Tratamiento: para el mismo se utilizan psicotrópicos (ansiolíticos, moduladores del sistema noradrenérgico, del sistema dopaminérgico, antidepresivos o incluso antagonistas morfínicos),
feromonoterapia o bien terapias comportamentales. Utilizados solos o combinados entre ellos en ocasiones se obtienen resultados aceptables, pero en un determinado número de animales los
cambios son mínimos con mejoría parcial.

Dermatitis alérgica por picadura de pulgas:

Definición: es la respuesta inapropiada o exagerada a uno o varios alergenos presentes en la saliva de la pulga
Sinonimia: DAPP, alergia a las pulgas, hipersensibilidad a la saliva de pulgas.
Edad de comienzo: generalmente afecta adultos jóvenes siendo la edad media de comienzo aproximada los 2-3 años de vida
Razas predispuestas: no hay razas predispuestas
Signos clínicos dérmicos: eritema, alopecia, pápulas, excoriaciones, costras dando en muchos casos el aspecto de una dermatitis “miliar”.
Signos clínicos generales: el signo principal es el prurito intenso.
Área involucrada: puede manifestarse de manera generalizada o localizada en la base de la cola y cuello.
Etiología: la pulga del gato el Ctenocephalides Felis posee en su saliva una o varias moléculas proteicas complejas que desencadenarían el mecanismo de hipersensibilidad tipo I y tipo IV, no
existiendo correlación entre el número de pulgas sobre el animal y los signos clínicos, o sea que una vez establecida la hipersensibilidad, basta una sola pulga para desencadenar el fenómeno.
Diagnósticos diferenciales: con otras enfermedades cutáneas pruriginosas tales como atopía, alergia alimentaria, sarna notoédrica, sarna otodéctica, cheyletielosis, pulicosis, pediculosis
Pronóstico: bueno
Diagnóstico: el cuadro clínico es bastante característico por el área afectada y los signos dérmicos.
Tratamiento: imidacloprid y fipronilo, son las alternativas mas eficaces sobre el animal. En el ambiente hay que utilizar adulticidas y metopreno que inhiben el desarrollo de insectos.
Hasta que se controlen las pulgas, es importante controlar el prurito con corticoides orales o inyectables de depósito.

Hiperadrenocorticismo

Definición: es una enfermedad de origen endócrino que genera hiperproducción de hormonas adrenales
Sinonimia: síndrome de Cushing, enfermedad de Cushing
Edad de comienzo: generalmente afecta animales de edad media a avanzada

Razas predispuestas: no hay razas predispuestas
Signos clínicos dérmicos: alopecia parcial troncal, adelgazamiento cutáneo, en casos muy crónicos hiperpigmentacion, descamación intensa y fragilidad cutánea
Signos clínicos generales: polidipsia, polifagia, poliuria, pérdida de peso con atrofia muscular que genera una marcada debilidad, abalonamiento abdominal. Pueden aparecer signos de diabetes ya que
en algunos casos puede estar presente.
Área involucrada: afecta el tronco, fundamentalmente dorso y lateral de tórax y flancos
Etiología: tres tipos reconocidos, 1) dependiente de la pituitaria, 2) dependiente de adrenales 3) iatrogénico
Diagnósticos diferenciales: otras anomalías endocrinas
Pronóstico: reservado
Diagnóstico: el cuadro clínico contribuye, sobre todo la presencia de signos clínicos generales. La hematología y bioquímica son inespecíficos pero puede ser de utilidad diagnóstica encontrar aumentos
de glucosa, colesterol, fosfatasa alcalina, ALT.
La biopsia de piel puede demostrar adelgazamiento.
Las pruebas de funcionalidad adrenal son importantes, las más utilizadas son la estimulación con ACTH y la supresión con dexametasona. La ecografía abdominal y la TAC de pituitaria pueden ser de
utilidad.
Tratamiento: no hay claras referencias en gatos y la mayoría de los tratamientos son extrapolados. Se menciona a metirapona, aminoglutetimida y ketoconazol como efectivos, pero no tiene valor
terapéutico el mitotano. No hay registros bien documentados en gatos del uso de trilostane, bromocriptina, ciproheptadina, selegilina y acido retinoico.
Si el origen es la iatrogenia deben retirarse los corticoides exógenos de a poco.
Si está afectada una sola adrenal puede indicarse la adrenalectomía.
Si hay diabetes concomitante, puede resultar dificultosa de controlar sin el control de la enfermedad adrenal, pero debe intentarse de cualquier manera con la administración de medicamentos
hipoglucemiantes o normoglucemiantes orales, insulina y dieta.

Alopecia simétrica felina

Definición: es una enfermedad de origen desconocido que genera una alopecia bilateral y simétrica con piel sana
Sinonimia: alopecia extensiva felina, alopecia simétrica adquirida del felino, alopecia endocrina felina
Edad de comienzo: generalmente animales de edad media a avanzada
Razas predispuestas: no hay razas predispuestas
Signos clínicos dérmicos: alopecia parcial. El pelo se depila fácilmente con la mano.
Signos clínicos generales: no hay
Área involucrada: afecta el tronco, fundamentalmente dorso y lateral de tórax y flancos aunque también la región perineal y caudomedial de muslos de forma bilateral y simétrica
Etiología: desconocidas pero hay una hipótesis de disminución de reserva tiroidea
Diagnósticos diferenciales: otras anomalías endocrinas, alopecias autoinducidas comportamentales y alérgicas, dermatofitosis
Pronóstico: reservado
Diagnóstico: el cuadro clínico contribuye, sobre todo la ausencia de signos clínicos generales.
Tratamiento: no hay nada concreto, pero se ha intentado con T3, andrógenos, estrógenos, progestágenos, todo con resultados variables. También ha habido casos de curación espontánea

 

 

 

 

Los comentarios estan cerrados

¿Quiénes Somos?

Somos una asociación sin fines de lucro que nuclea a los médicos veterinarios especializados en animales de compañía de Argentina.

Entre nuestros objetivos se encuentran:

Proveer y estimular el desarrollo de la especialidad en animales de compañía en todo el país.

Recolectar, divulgar y generar información científica, nacional e internacional, relac

Ver más

Participaron del XVII Congreso Nacional de AVEACA

Zoetis Holliday Panacea Labyes DFV LIQ DIGIMED Mayors Alican Vetanco Brouwer Syntec Elanco MSD Paño Pet GV Gepsa Diagnotest Intermedica Medica Tec Gepsa Chemovet Honotio Conrado Libros

Sponsor

Eukanuba

Main Sponsor

Eukanuba