Casos Clínicos

IMPORTANCIA DE LA CONSULTA ETOLGÓGICA ANTES DE LA LLEGADA DE UN NIÑO AL HOGAR Vai, S. I. N.

IMPORTANCIA DE LA CONSULTA ETOLGÓGICA ANTES DE LA LLEGADA
DE UN NIÑO AL HOGAR
Vai, S. I. N.*
Unidad de Etología Clínica, Hospital Escuela, Facultad de Ciencias Veterinarias, UBA.
Av. San Martín 4453, Ciudad de Buenos Aires, Argentina. Actividad independiente.
vaisilvia@yahoo.com.ar; 011-4701-4366

XV CONGRESO NACIONAL DE AVEACA
Bs. As. 24 y 25 de Setiembre de 2015
Asociación de Veterinarios Especializados en Animales de Compañía de Argentina
194

Los problemas de comportamiento abarcan desde conductas normales de la especie, indeseables para convivir con el hombre, hasta patológicas. El objetivo es comunicar la importancia de la consulta etológica ante la llegada de un bebé a la familia, para corregir de antemano aquellas conductas que pudieran resultar riesgosas para él.
Llega a consulta un perro macho entero, raza Bull dog francés, 2 años, manto beidge y peso 14,5 Kg.
Hemograma y bioquímica sérica, sin particularidades. Presenta dermatitis alérgica, que empeoró los últimos meses (lamido y rascado excesivo de miembros anteriores, axilas, abdomen y frotamiento sobre superficies). Habita en CABA, en un departamento de tres ambientes, con un hombre de 41 años, publicista, y mujer de 37 años abogada, embarazada de 7 meses. Fue adquirido a los 30 días por sus características físicas, en un criadero familiar, desconocen antecedentes familiares. De cachorro y juvenil manifestaba actividad excesiva, interacción lúdica de lucha con mordisqueo (sin inhibición de mordida) de manos y piernas (provocaba lesiones), y robo de objetos.
El motivo de la consulta es corregir conductas, ahora problemáticas, para minimizar el riesgo de lesiones al bebé.
El examen etológico muestra obediencia leve, marcación urinaria frecuente (puertas, cama, ropa, actualmente se impide acceso a habitación), monta jerárquica, intolerancia a puertas cerradas (ladra, rasca). Consume vorazmente (a veces regurgita y vuelve a ingerir) dieta balanceada de calidad, dos veces por día y comparte alimento con propietarios. En ocasiones presenta apetito caprichoso (agregan comida casera) y flatulencias. Duerme en sillones y cama de propietarios, con hiposomnio en presencia de estímulos; si se acercan a donde reposa y acarician gruñe y tarascón al aire, frente al reto, enfrenta (tenso, gruñe). En compañía sólo de la dueña permanece tranquilo, la excitación aumenta al llegar el esposo.
Tiene juguetes. Juego interactivo con la pelota (trae, no entrega); de tironeo; de lucha y perseguir (corre, salta sobre muebles). Busca y consigue atención con ladridos, gemidos; y robo de objetos y vestimenta (muestra, desafía, si desean quitárselo se refugia debajo de un mueble, gruñe y tiembla, en ocasiones tarascón en vacío). Permanece solo en horarios de trabajo, y muestra saludo de bienvenida excesivo (5-10 minutos) a la llegada de propietarios (saltos, corcoveo, gemidos y ladrido, se apacigua con caricias). Con visitas ladra, gruñe, se abalanza con postura ofensiva, no responde al reto, lo encierran. Cuando se retiran (dueños o visitas) muerde pies y piernas, y rompe vestimenta o calzado; y se abalanza repetidamente sobre la puerta de salida (excitación, ladrido). Vocalización excesiva (ladrido) con ruidos, timbre y si propietaria conversa por teléfono, frente al reto ignora o gruñe con postura ofensiva/defensiva. Durante el viaje en auto jadea y ladra al limpia parabrisas, y gente o perros en la calle. Paseo diario corto, tironea de correa, ladra y se abalanza a niños, gente en patines o patinetas, motos, bicicletas; si desean acariciarlo se aleja y gruñe, frente a perros grandes, elusión.
La observación directa revela exploración en altura, deambulación excesiva, vocalizaciones (gemidos), búsqueda de atención de los dueños (gemidos, ladridos, lamido de manos, pedir ser alzado, subir sobre el regazo), jadeo excesivo, flatulencias. Responde al llamado del profesional, recibe alimento, pide caricias y sube sobre.
El diagnóstico nosológico incluyó Síndrome de hipersensibiblidad, hiperactividad (HSHA), Sociopatía estadío 1. El pronóstico es favorable. El tratamiento se desarrolla en 3 entrevistas, a intervalo de 3 semanas, antes del nacimiento, y otras espaciadas luego del mismo. Incluye técnicas de enriquecimiento ambiental; de regresión social dirigida, extinción de conductas de miedo, desensibilización y contracondicionamiento; habituación a elementos y posibles sonidos del bebé, obediencia (sentado, echado, quieto), y feromonas de apaciguamiento. Luego se sumó Paroxetina 7.5 mg/día. La evolución fue favorable, actualmente se lo controla periódicamente.

Discusión:

El destete temprano, condiciones de manejo deficientes y la mala comunicación llevaron al desarrollo de la enfermedad comportamental. La Etología clínica permitió detectar los signos conductuales, que no habían sido considerados. El tratamiento posibilitó recuperar el equilibrio emocional del perro y así alcanzar la interacción adecuada con los padres y el bebé, fortaleciendo su vínculo positivo con todos los integrantes del grupo familiar.

Los comentarios estan cerrados

¿Quiénes Somos?

Somos una asociación sin fines de lucro que nuclea a los médicos veterinarios especializados en animales de compañía de Argentina.

Entre nuestros objetivos se encuentran:

Proveer y estimular el desarrollo de la especialidad en animales de compañía en todo el país.

Recolectar, divulgar y generar información científica, nacional e internacional, relac

Ver más

Participaron del XVII Congreso Nacional de AVEACA

Zoetis Holliday Panacea Labyes DFV LIQ DIGIMED Mayors Alican Vetanco Brouwer Syntec Elanco MSD Paño Pet GV Gepsa Diagnotest Intermedica Medica Tec Gepsa Chemovet Honotio Conrado Libros

Sponsor

Eukanuba

Main Sponsor

Eukanuba